14 dic. 2012

Muerte azul

Besaría al azul monotonía
en una tarde triste y fría,
tras los cristales manchados
por el tiempo y el engaño.

Todo él en mi inhalado.
Yo tranquila, mi vello erizado.
Todo mi cuerpo manchado
por el azul manso y claro.

Azul el cielo y las montañas,
azul el mar y tierras llanas.
Yo azul, azul la vida,
azul de indeleble tinta.

Y todo es azul, silencio, calma.
La mente y el alma calladas.
Y el tic-tac obedece,
se tiñe de azul, se para.

No hay comentarios:

Publicar un comentario